0

¿Por qué el mundo no se cansa de odiar a los judíos?

Una mirada a la historia judía revela que un dedo acusador siempre estuvo apuntando hacia el pueblo. Como si hubiera un consenso tácito, trascendiendo tiempo y cultura, que “los judíos son culpables hasta que prueben lo contrario”.

En múltiples ocasiones, el pueblo judío ha enfrentado peligro de total aniquilación, empezando por la masacre colectiva de judíos durante los grandes enfrentamientos contra los romanos y los griegos, a través de los pogromos y persecuciones llevadas a cabo bajo la guía de la iglesia, los libelos de sangre durante la Edad Media y la Era Moderna; y por supuesto, el Holocausto en la Alemania nazi. Ninguna otra nación fue amenazada de ser borrada de la realidad tantas veces. Lee el artículo completo http://bit.ly/2z9UNxp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *